Missha Soft Jelly Cleansing Puff (Carbón de bambú)

(2 valoraciones de clientes)

3,90

Esponja de Konjac con carbón de bambú

Diámetro: 7,5 cm.

Realiza una microexfoliación, eliminando las células muertas e impulsando la penetración de los productos de tratamiento. La estructura de la esponja masajea suavemente estimulando la circulación y la regeneración de la piel, dejándola limpia y fresca sin ningún tipo de irritación. El carbón de bambú absorbe el exceso de sebo de la piel. Adecuada para piel grasa, acnéica o con dermatitis. 100% natural y biodegradable.

Agotado

Más información
Missha Soft Jelly Cleansing Puff – Esponja de Konjac con carbón de bambú

Esta esponja de Konjac con carbón de bambú realiza una microexfoliación, eliminando las células muertas e impulsando la penetración de los productos de tratamiento. La estructura de la esponja masajea suavemente estimulando la circulación y la regeneración de la piel, dejándola limpia y fresca sin ningún tipo de irritación. El carbón de bambú absorbe el exceso de sebo de la piel. Adecuada para piel grasa, acnéica o con dermatitis. 100% natural y biodegradable.

Ingredientes principales: Konjac natural (90%), carbón de bambú (10%).

No contiene colorantes artificiales ni conservantes.

Diámetro: 7,5 cm.

Modo de empleo: Humedecer la esponja y masajear suavemente la piel en círculos. Después de su uso, aclarar con agua y escurrir bien. Dejar secar en un lugar bien ventilado. Es normal que si la esponja se seca completamente, adquiera una consistencia dura. Al humedecerla volverá a estar blanda y suave. Se puede utilizar sola o junto con nuestra limpiadora habitual

esponja de konjac con carbón de bambú uso

 

Para piel seca y sensible, te recomendamos la esponja de arcilla blanca.

Ingredientes
Peso0.040 kg
Marca

Missha

Valoraciones (2)

2 valoraciones en Missha Soft Jelly Cleansing Puff (Carbón de bambú)

  1. MRN (propietario verificado)

    Es una esponjita del tamaño de media naranja, super suave y agradable al tacto y con un olor especial que me encanta. Viene húmeda y precintada en una bolsita que al abrirla te encuentras con un producto muy mullido y con un olor muy agradable. Se deja al aire para que se vaya secando. Aunque no conviene que se seque mucho porque se reseca y se encoge. Después al humedecerla vuelve a coger su aspecto original. La compré un poco por probar, y ya es la segunda que utilizo. Yo la uso siempre con gel limpiador y agua (ahora mismo con el de MangoWhite), masajeo el cutis y el cuello y limpia muy bien. En mi caso, sí noto los proso más limpios. En verano, la usaba en el escote (con granitos) y aunque no se me quitaron al 100% sí noté mejoría. Dura unos cuantos meses (supongo que en función del cuidado que le des) y el olor se va perdiendo progresivamente, aunque sigue conservando su suavidad bastante tiempo. ¡Recomendable!

  2. Laura

    Uso esta esponjita para lavarme la cara desde hace unas semanas y noto cómo tengo los poros más limpios. Lo único que hay que dejarla secar bien por higiene, como todas las esponjas. Yo la uso con mi jabón facial pero se puede usar sola también.

Añadir una valoración

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You have to be logged in to be able to add photos to your review.